jueves, 22 de diciembre de 2016


Decisiones y acontecimientos sobre los que no tenemos ningún tipo de control: es increíble cómo afectan a nuestra vida.

Pongamos un ejemplo: corren los turbulentos principios de los años 80. Una pareja de recién casados hacen las tareas del hogar un sábado por la mañana cualquiera en Bilbao. Él canturrea canciones de los Beatles mientras friega los platos en la cocina y ella pasa la aspiradora en el comedor. Él recién ascendido en el trabajo, ella embarazada. 

Y llaman al timbre. Y qué raro, piensan, quién será si toda nuestra familia vive lejos. Es la Guardia Civil. Que vienen a avisarles, les dicen. Que han detenido a una célula terrorista de ETA, y que entre otros, poseían la matrícula de su coche y su dirección, así como sus horarios de entrada y salida de casa.

Y el resto es historia, claro. La historia de cómo mis padres volvieron a Madrid, o la historia de por qué nunca hemos visitado País Vasco en familia. Decisiones y acontecimientos, os lo digo yo.

Todo es muy dramático hasta que llega Holden y os clava una foto de ardilla

Os pongo otro ejemplo: el año pasado por estas fechas participé en un concurso y gané un maravilloso libro. Agradecido, escribí una reseña y me puse en contacto para enseñársela a quien para mí es LA AUTORA, en mayúsculas, aunque en realidad participen varios escritores en ese libro. 

Comenzamos a hablar y empezamos a llevarnos bien. Y el resto es historia, claro. La historia de cómo este año yo soy uno de los escritores de la segunda parte de ese libro. La historia de cómo por primera vez en mi vida me he metido con un relato erótico. 

Me gustaría decir que os lo dejo con todo mi cariño, pero en realidad os lo comparto con todo mi miedo porque, si tengo que ser sincero, me da una vergüenza enorme que leáis un relato erótico escrito por mí. Pero claro, luego me acuerdo de que a fin de cuentas no os conozco en persona y se me pasa.

https://goo.gl/GdqlvL

La primera vez que... es un libro de lo más majete que recopila sin ánimo de lucro una treintena de relatos eróticos escritos e ilustrados por bloggers, uno de los cuales es mío. OMG, pero Holden tío, ¿qué has hecho? Esta vez sí que vas directo al infierno. 

Así que os dejo aquí el link de descarga -GRATIS- por si alguien se cree que estoy intentando hacerme publicidad y forrarme a su costa. Y el resto es historia, claro. La historia de los que se lo descarguen y se lo lean. Y la historia que recreen en su mente y el comentario que me dejéis para decirme qué os ha parecido el libro en general y mi relato en particular. 

Pero... ¡Ey! A fin de cuentas, ¿no os estoy regalando un libro a finales de diciembre? ¡Demonios! Casi podríais considerarlo como un regalo de navidades de parte del tío Holden, ¿no? 

Más: anteriormente en La fabulosa gallina de gomaLa primera vez que...

lunes, 19 de diciembre de 2016

Por fin un deporte que domino del todo

Que tengo un imán para las situaciones extrañas no es un secreto para nadie, es más: los de la 'National Geographic' están a punto de rodar un documental sobre algunas de las entradas que he publicado bajo la etiqueta de 'Freak inside'.  Muy fan de las cosas raras que me pasan, también hay que decirlo. 

Total que ahí estaba yo, es decir Holden. Me encontraba haciendo unos ejercicios en las barras que han puesto en el parque de mi barrio después de haberme pegado una carrerita de 5 kilómetros. Hay que imaginarse el percal, claro: mallitas, sudadera, dominadas y mucho sudor.

Entonces comenzó una de las cosas oficialmente más raras que me han pasado en la vida, y eso que conocí al Señor Pescadilla: se me acerca un señor en una silla de ruedas con una enfermedad que para que me entendáis se parecía a Stephen Hawkins, con el cuerpo deformado y malformaciones en la cabeza aunque algo más joven. 

Y me saluda, todo sonriente, y se pone a hablar conmigo. Educado que es uno, dejo mis ejercicios para charlar un poquito con él y, entre unas cosas y otras, me cuenta que justo acaba de terminar un curso de reflexología que para quien no lo sepa viene a ser masajes en los pies. 

Total, que yo no sé si le acabé liando yo a él o él a mí pero lo que sí que sé es que de pronto estaba descalzo en el parque, con un señor tullido totalmente desconocido dándome un masaje en los pies. En serio, así como lo cuento. Muy absurdo todo, claro, y pensándolo ahora no tengo ni idea de cómo me dejé.

¡Menos mal que mi profesión es otra!

El caso es que el tipo me pareció tan triste y tan solo que en realidad lo hice por él, para que se sintiera cómodo o aceptado en esta sociedad que, estoy seguro, le ha discriminado en más de una ocasión.

Eso sí: durante lo que duró el masaje me sentí de lo más ridículo, y era todo tan extraño que todo el tiempo me estaba dando miedo que me hiciera algo malo, aunque no sé qué cosa mala podría haberme hecho un señor que apenas podía mover el cuello y las manos.

Aún no sé cómo me he dejado engañar, pero en el fondo he dejado que me masajeasen gratis los pies y lo he hecho por él, que me daba mucha penita. ¿Tendría algún fetiche raro? De ser así tampoco me importaría mucho, ojo, casi que me sentiría halagado. Y el masaje me sentó de maravilla, las cosas como son, se notaba que había hecho de verdad un curso. 

De verdad os lo digo: yo atraigo a este tipo de gente y de historias. Es mi súper poder particular.


¿Y tú? ¿Alguna vez te ha dado un masaje en los pies un desconocido? ¿Alguna vez has grabado música en el ordenador de un gitano que te asalta por la calle? ¿Tienes alguna historia así de extraña? 

Más: anteriormente en La fabulosa gallina de goma, ¡Tú me has robado mi queso!


lunes, 5 de diciembre de 2016


Ayer cerró las puertas para siempre el que ha sido el último Expocómic de Madrid.  Este 2016 se ha celebrado la última edición de Expocómic, en efecto, porque a partir de ahora el mítico salón del cómic será reemplazado por el Heroes Cómic-Con Madrid.     


¡OMG Holden! ¿Y esto por qué? Pues supongo que la tendencia es que España por fin tenga una Comic-Con de internacional relevancia a nivel europeo como la de Londres, ejemplo.  Y para eso el primer paso es poner el nombre estándar que tienen estos eventos, para que desde fuera puedan entender que nuestro Expocómic es igual que su Cómic-Con, joder, que hay que explicárselo todo. 

El aumento del precio -estoy seguro- aún no ha terminado. ¿Recordáis en la edad de piedra cuando estos eventos costaban 3 eurillos simbólicos de nada? ¡Qué tiempos aquellos! Pues no creo que los 15 eurazos de ahora sean definitivos, habrá que poner también un precio más adecuado al plantel europeo, digo yo. Es que si vale 3 euros frente a sus 30 libras van a creerse que el que se organiza aquí es más cutre, ¿no?

Alguien podría pensar que este incremento en la tarifa de Expocómic se ha visto reflejado en un aumento en las actividades así como en grandes mejoras, pero si alguien las ha visto que me las cuente, por favor, ya que mi experiencia ha sido más o menos siempre la misma.

Hay más espacio, sí, pero que nadie se equivoque: eso no lo han hecho por los asistentes que se han visto hacinados en otras ocasiones, no. Lo han hecho porque la empresa que se encarga desde ahora a organizar este evento va a querer traer a mucha más gente. 

¿Una empresa? What? Pues sí: antes los organizadores eran la Asociación española de amigos del cómic, que lo hacían desde el cariño y con muchas ganas. Ahora le han vendido el evento a una macro empresa cuyo objetivo -que nadie se engañe- va a ser ganar todo el dinero posible a costa del salón.

¿Que para ello posiblemente tendrá que comerse a ferias más pequeñas en ciudades cercanas? Pues si lo necesita lo hará, no tengo dudas al respecto. ¿Que tiene que prescindir de stands no comerciales para dárselos a más tiendas? Pues oye, all hail the money!

No sé qué pensará la gente que ha acudido en masa, desde luego, pero yo este año por los 15 euros de la entrada más los 5 del transporte público para llegar hasta el culo del mundo, que es dónde lo organizan ahora, me he comprado un pedazo de cómic en la tienda de mi barrio. 

¿En masa? ¿Y por qué nadie querría pagar 20 euros para entrar en lo que a fin de cuentas no deja de ser una aglomeración de tiendas que intentan venderte hasta el alma? ¿No será mejor gastarte ese dineral en lo que supuestamente te quieres comprar, que son los cómics? 

Pues eso no me lo preguntéis a mí, preguntádselo a alguno de los más de 42.000 asistentes que se han acercado al evento batiendo el record que estaba en 32.000. Uau. Aumentan el precio, lo ponen más lejos, no cambian apenas nada de lo que se organiza el salón pero consiguen meter 10.000 personas más... O los cómics están de moda, ¡JA! o se empieza a notar la mano de una empresa que sabe explotar un buen filón.

Total, que por primera vez en 15 años no he ido a Expocómic. Que no pasa nada, que los tiempos cambian, que no se trata de quejarse y despotricar. Igual vuelvo al año que viene o igual no, ya veremos. Desde luego este año lo que más he echado de menos hacer mis clásicos vídeos, ¿alguien se acuerda de ellos? 

¿Has ido alguna vez a Expocómic o a Expomanga? ¿Qué te ha parecido? ¿Pagarías 20 euros por entrar en una enorme tienda de verduras a comprar las verduras que podéis comprar en la frutería del barrio? 

Más: anteriormente en La fabulosa galina de goma, Expocómic Madrid 2015

lunes, 28 de noviembre de 2016


El otro día fui al cine a ver la peli de ‘Animales fantásticos y dónde encontrarlos’ y, joder, me gustó muchísimo. Una peli en la que los verdaderos protagonistas son un buen puñado de animalitos mágicos con los que recrearme, ¿cómo no iba a gustarme? Total: que se la recomiendo a todo el mundo, pero que ese no es el asunto que nos trae hoy a La fabulosa gallina de goma, no.

La pregunta que quiero haceros es: ¿son tan fantásticos esos animales? ¿Son taaaaan mágicos y diferentes de los animales que sí que existen realmente fuera del mundo mágico? 

Pues bien, un grupo de científicos y biólogos expertos en animales (yo) graduados en la prestigiosa universidad de Carabanchel Alto (muy cercana al árbol del ahorcado) se han reunido para explicar en qué especímenes de la fauna real se han basado para crear algunos de los animales fantásticos de la peli. ¡Vamos a ello!

Os presento al verdadero protagonista de la peli

Escarbato – equidna


Al ver la peli no podía creerme que la criaturita más carismática del nuevo título del universo de Harry Potter estuviera basado nada más y nada menos que en el equidna, del que justo me dio por hablar hace una semana. Dice el director que se han basado en un tejón, y yo digo que David Yates no ha visto un tejón en su vida. A menos que se refiera a su ansioso comportamiento, claro.

      En el mundo mágico: el escarbato es una especie de erizo con pico de pato que simplemente no puede resistirse a robar cualquier cosa brillante con la que se cruza cual descocada urraca. Este cleptómano empedernido guarda sus relucientes trofeos en una bolsita que, igual que la de Doraemon, parece ser más grande por dentro que por fuera. 

      En la vida real: se trata de un marsupial australiano que en la bolsita solo guarda sus crías y cuyo hocico se asemeja a un pico de pato pequeño. Tiene púas como un erizo y  las mismas garras que el escarbato, que le vienen de maravilla para escavar ya que vive bajo tierra.  

Pobres y extintos dodos. Otra muestra más de la estupidez humana

Diricawl – Dodo


En cuanto vi al Diricawl en la peli me acordé del dodo y tuve claro que se habían basado en este torpe animal para crearlo. Es que es igual pero de colorines, joder.

      En el mundo mágico: es un dodo que se teletransporta.

      En la vida real: también conocido como pájaro tonto, los dodos fueron un ave torpe incapaz de volar que los exploradores cazaban por diversión en las islas Mauricio (y a veces hasta se los comían) hasta que los extinguieron.

No han sido muy originales con este, ¿verdad?

Nundu – León


El Nundu es claramente un león, no hay más que verlo. Pero miradlo, si es que solo le falta ponerse a cantar Hakuna Matata como hacen todos los leones, joder.

      En el mundo mágico: es un león megapeligroso que por lo visto escupe un aliento venenoso.

      En la vida real: vive en África, gusta de la compañía de facóqueros y suricatos, y se escaquean de su destino que suele ser acabar con los reinados de terror de todos sus tíos que siempre se llaman ‘Scar’. 

Tiene hasta las mismas orejitas, ¿no es adorable?

Erumpent – Rinoceronte y gold fish ojos de burbuja


Nada más verlo ya piensas en un rinoceronte, ¿no? Pero, ¿qué es esa cosa brillante que tiene en la cabeza? Pues algo propio de algunos peces dorados: una bolsa de fluido.

      En el mundo mágico: Es un colosal rinoceronte que tiene una bolsa de fluidos que hacen explotar aquello en lo que el erumpent decida inyectarlos con su cuerno.

      En la vida real: Un rinoceronte africano al que le han acoplado la bolsa de fluidos que tienen algunos pececillos dorados. Esta bolsa normalmente sirve para almacenar líquidos desechables del cuerpo.

¿Parece o no parece un sabio chino? ¡Pero si está a punto de decir un proverbio!

Demiguise – perezoso


El demiguise parece ser una divertida mezcla entre el perezoso y el típico sabio chino a lo Confucio.

      En el mundo mágico: se trata de un animal parecido al perezoso con la capacidad de hacerse invisible. Aun siendo visible, solo lo es para los magos: los muggles nunca podrá verlo.

      En la vida real: Se trata de un herbívoro tranquilote y pacífico que ha evolucionado para vivir en zonas con mucha vegetación de sudamérica. Muy torpe en el suelo –es incapaz de andar­– se muestra sorprendentemente ágil entre las ramas de los árboles. 

Como diría 'La máscara': chisssssssssssssspeante

Bonus track: Thunderbird


El Thundrbird no está basado en ningún animal real, vale, venga:lo admito. Peeeeero… está sacado directamente de la mitología de la mayoría de tribus de indios norteamericanos. Son tan iguales que hasta comparten el nombre.

      En el mundo mágico: se trata de un ave inteligente y que parece tener poder para convocar tormentas.Tiene aspecto similar al del águila calva y la particularidad de poder predecir el peligro. 

      En la vida real: para los indios americanos se trataba de un ave que creaba las tormentas mientras volaba y que de los relámpagos decían que eran ‘la luz intermitente de sus ojos cuando parpadea’. Inteligente, poderoso e iracundo, para los auténticos americanos era mejor apartarse de su camino. 

¿Qué os ha parecido? ¿Encontrasteis vosotros también algún animalito de verdad camuflado en un animal fantástico? ¿No has visto aún la peli? ¿Acaso no quieres conocer al equidna mágico? 

Más: anteriormente en La fabulosa gallina de goma, El equidna

martes, 22 de noviembre de 2016


Hoy vengo a hablaros de un problema muy serio que sufrimos los entusiastas del vídeo: el síndrome del vídeo vertical. Para concienciaros de este problema, nada mejor que veáis este simpático vídeo que trata maravillosamente la cuestión.


¿No entendéis a qué viene esto? Dejadme que os lo explique en vuestra vida cotidiana.

Supongamos que vuestro abuelo sigue vivo, ¿vale? Supongamos que le queréis mucho y varios miembros de vuestra familia le grabáis vídeos (que nos conocemos, que todos tenemos smartphones) para poder recordarle cuando ya no esté. Y supongamos que se los pasáis a un nieto o sobrino que sabe editar vídeo para que los junte en una bonita recopilación que compartir con toda la familia.

Y supongamos que este sobrino editor, es decir yo, recibe algunos vídeos horizontales y otros grabados verticalmente. Y claro, este maravilloso sobrino o nieto se desespera porque no hay manera de juntarlos y que queden bien. De verdad: es imposible.

Y entonces este maravilloso -y muy querido- nieto os dice con todo el dolor de su corazón que, por desgracia, esos primeros balbuceos que grabaste a tu hijo, ese abuelo recitando un antiguo villancico o ese vídeo de tu gatito tan divertido no sirven para el montaje que tantas ganas tenías de hacer.  

El Besugophone, el teléfono ideal para grabar vídeos verticales

Así que ya lo sabéis: si queréis que los vídeos que les graben a vuestros padres y abuelos puedan ser utilizados en el futuro en una televisión y que vosotros podáis disfrutarlos al máximo, compartid esto para que la gente deje de sufrir el síndrome del vídeo vertical. 

Decid 'NO' a que los vídeos que grabáis a vuestros hijos el día de mañana no se puedan ver bien en una tele. Decid 'NO' a George Lucas. Decid 'NO' a los vídeos verticales. 

¿Tienes una constructora y apoyas los vídeos verticales para que te encarguen nuevos cines adaptados? ¿Necesitas ver 'Star wars: edición delgada'? ¿Te encargas de gestionar los servidores de Youtube y estás deseando reducir espacio metiendo vídeos verticales de 4 en 4? ¿Cuál es tu razón para grabar vídeos verticales?

Más: anteriormente en La fabulosa gallina de goma, El doble que los hombres 

martes, 15 de noviembre de 2016



Existe la falsa -¡falsísima!- creencia de que el ornitorrinco es el único animal mamífero que pone huevos. Admito que quizá sea uno de los animales más raros del planeta: híbrido perfecto entre pato y castor, pone huevos y carece de mamas por lo que suda la leche materna y las crías deben lamerla directamente de su vientre.

Además los machos, por algún capricho evolutivo o broma divina, tienen un espolón venenoso en las patas traseras. Y por si todo esto fuera poco, se trata del único vertebrado que no vive en el fondo marino capaz de detectar campos electromagnéticos.  En serio, es un bicho fascinante.

Pero no venimos aquí a hablar del ornitorrinco... ¡no! Ya ha acaparado demasiado vuestra atención y es que hay otro animal que también es rarísimo de la leche pero es incluso más desconocido

Redoble de tambores. Señores y señoras, damas y caballeros, niños y niñas: directamente traído desde lo más profundo del corazón australiano y para satisfacer su morbosa curiosidad con todos ustedes... ¡el equidna!

Aquí un magnífico ejemplar de equidna, aquí un grupo de blogueros

Mitad oso hormiguero y mitad puerco espín pero con una adorable trompita, este simpático animalito es el otro mamífero que pone huevos y que a al igual que el ornitorrinco carece de glándulas mamarias, por lo que 'suda' la imprescindible materna. Pero sus curiosidades reproductivas no terminan ahí, no.

Y es que, queridísimos lectores, los equidnas son además marsupiales. En efecto, habéis acertado: igual que los canguros. La mamá equidna, tras la puesta de huevos, los coloca en su bolsa o marsopa, donde las crías nacerán y vivirán sus primeros meses mientras disfrutan de un inmejorable servicio de transporte.

Si le das la vuelta a un equidna te hará burla con la lengua

Y por si todas estas rarezas reproductivas resultasen escasas para la morbosa curiosidad del espectador más audaz, permítanme comentar que los machos tienen penes de 4 cabezas. Ajá, buscadlo vosotros mismos en internet, no querréis que haga yo todo el trabajo sucio, ¿no? 

¿Cómo que nunca habíais oído hablar del equidna? Pero bueno, ¿es que vosotros no jugabais a videojuegos o qué? ¿Qué animal te crees que es el 'Sonic' rojo?

Knuckles el equidna. Más conocido como 'El Sonic rojo'

¿Qué te ha parecido? ¿Conocías al equidna? ¿Cuál es el animal más raro que conoces? Aparte del ornitorrinco y el equidna, se entiende. 

Más: anteriormente en La fabulosa gallina de goma,  De dioses y pollos

domingo, 6 de noviembre de 2016

¿Adán y Eva? ¿La mítica serpiente? ¡Ja! ¿pero en qué cabeza cabe? Abrid los ojos de una vez, mentes baldías, y asumid por fin que solo se trata de un cuento para niños. Tenéis que hacer un hueco en vuestras molleras y asimilar este concepto porque todo el mundo sabe que...

Y dijo Bastet: haya gatos, y vaya que si los hubo.  Y miró a la primera gata y vio que su obra era buena

... la gata Miau-Miau fue primero. 

Mucho antes de que los humanos fueran concebidos por Dios, antes incluso de lo de la famosa costilla, Bastet -alabada sea la todopoderosa Diosa gato egipcia- ya había ideado su propio génesis. Solo para divertirse, claro. Los gatos hacen estas cosas. 

Yo ya conocía la verdad, Corto Maltés hizo de estas enseñanzas su dogma de vida, así que vosotros ya lo sabéis: la raspa prohibida, ni tocarla. 

¿Has leído historietas de Corto Maltés? ¿Los que tenéis gato ya sabíais esto? ¿Comerías de la 'raspa prohibida' si un ratón te incitase?

Más: anteriormente en La fabulosa gallina de goma, Wonder Woman al poder

martes, 25 de octubre de 2016


Como todo el mundo ya sabe, Moriarty es la némesis de Sherlock Holmes, su más temible adversario, pero... ¿cuál es la verdadera historia del profesor James Moriarty? ¡Aquí tenéis toda la verdad y nada más que la verdad sobre el Napoleón del crimen! 

Mi versión preferida de Moriarty, de la serie Sherlock

A finales del siglo XIX las novelas de Sherlock Holmes causaban furor en el mundo: barcos cargados únicamente con sus aventuras zarpaban desde Inglaterra para Europa y Estados Unidos, todo el mundo parecía amar al personaje...

¿Todo el mundo? ¡NO! Porque en un pequeño piso de Londres Arthur Conan Doyle, el autor del inmortal personaje, empezaba a cansarse de su creación y de las exigencias editoriales que le imponía. Por no hablar, claro está, de la frustración que le producía ver que su éxito no procedía de su verdadera vocación: la medicina.

Con la única razón de ser de darle al célebre Sherlock Holmes la muerte más épica posible, Doyle publica un relato -ni siquiera un libro entero- en el que el mítico detective encuentra la muerte a manos de Moriarty, un personaje inexistente hasta entonces.

Esa es la verdadera historia de Moriarty: en su primera aparición en la saga mata a Holmes. En una narración de apenas 20 páginas. 

Moriarty según la ilustración original. No parece muy peligroso, ¿verdad?

Un momento, un momento Holden... ¿me estás diciendo que no hay un pelea épica entre Holmes y Moriarty a lo largo de la saga? ¿Que Moriarty es un personaje plano que apenas aparece en un relato que no está ni entre los mejores? ¿Holmes tiene una muerte así de cutre?

Así es, en efecto. Pero no nos alarmemos: después de 10 años de amenazas, cartas de fans indignados, una manifestación con símbolos de luto y varias tentadoras (y suculentas) ofertas de las editoriales, Arthur Conan Doyle acepta revivir al personaje y aprovecha para enmendar un poco su error publicando relatos anteriores en la cronología en los que se introduce a Moriarty un poquito más para darle al la historia un poquito más de sensatez.

Por lo tanto, si en lugar de leernos los relatos por orden de publicación nos los leemos según su 'cronología oficial', veremos que en algún momento dado Holmes le plantea a su querido Watson una loca idea que le cruza la cabeza: '¿Y si todos los grandes crímenes del planeta estuvieran orquestados por una única persona? ¿Podría existir una araña en el centro de la red criminal?' Watson le tacha de loco, obviamente. 

Moriarty en la mítica serie de dibujos animados

Más adelante Holmes, durante un problema que no termina de resolver, decide visitar al eminente profesor de matemáticas James Moriarty en busca de su ayuda. Tras la entrevista le comenta a Watson que la decoración de su despacho es mucho más cara de la que podría permitirse un profesor con su sueldo y que le ha parecido una mente aún más brillante de lo que suponía.

Con tan solo un par de menciones más en las que no se alude directamente a Moriarty, durante la novela 'El valle del terror' Holmes intenta evitar que dos secuaces suyos traten de cometer un asesinato sin que -una vez más- llegue a aparecer el propio villano en la historia. Y así llegamos a 'El problema final', el relato en el que Holmes le descubre, desmonta su red criminal y ambos se enfrentan por primera y única vez. 

Moriarty es la némesis perfecta de Holmes: si Sherlock se describe a sí mismo como un 'detective consultor', Moriarty es un consultor criminal: aquel a quien las grandes mafias acuden para que les ayude a ejecutar exitosamente los mayores delitos y salir impunes a cambio de una comisión.  

También posee, claro está, su propia organización criminal. Porque ya que es un supervillano no va a conformarse con planear infamias para otros: los más grandes golpes se los reserva para sí mismo. 

Moriarty en la peli 'Juego de sombras', de Guy Ritchie

Y una curiosidad: a lo largo de todos los relatos y novelas Sherlock Holmes nunca en ningún momento llega a pronunciar la dichosa frase de 'elemental, mi querido Watson'. Esta frase la pronuncia Sherlock por primera vez durante una peli en los años 30 y por alguna razón se popularizó como rasgo inherente al detective más famoso de todos los tiempos.

¿Conocías la historia de Moriarty? ¿Eres fan de los libros de Sherlock? Y más importante aún... ¿por qué me ha salido ESTO después de un vídeo de Sherlock? O_o

Más: anteriormente en La fabulosa gallina de goma, La verdadera historia de 'El libro de la selva'

jueves, 20 de octubre de 2016



La prestigiosa universidad de Massachuches ha revelado un importante estudio científico en el que se demuestra (científica e inequívocamente, oigan) que las mujeres hablan más del doble que los hombres.

Pero Holden, ¿qué carajo nos traes hoy? ¿Te has vuelto sexista? ¿Debemos acudir a tu casa con horcas y antorchas a martirizarte por fin? ¿Por qué has escrito mal Massachusetts? No nos dejes con la duda Holden, tío, ¿pero en qué cabeza cabe?

Tranquilos, tranquilos todos. Bajen sus hachas, apaguen sus antorchas, envainen sus cimitarras y dejen por favor de sacarle brillo a sus puñales. El vídeo que os traigo se trata de un nuevo corto mío que en realidad tiene ya varios meses pero que -¡horror!- había olvidado subir a mi blog. Si es que ya lo decía mi abuela: que no estoy a lo que tengo que estar. Ayer mismo me lo volvió a repetir, vaya.

Basado en un estudio supuestamente real (hagan clic aquí) en el que la universidad de Massachusetts no ha tenido -por cierto- nada que ver, os traigo mi fabuloso corto 'El doble que los hombres', una parodia de la clásica gracieta que dice que las mujeres hablan por los codos. Divertido, breve, subversivo, imprescindible, recomendado por la revista 'People' y aclamado como "el mejor corto del año" por el famoso periódico 'Times'.

No sé a qué están esperando ustedes para verlo. Corran y disfruten de esta maravillosa experiencia audiovisual de menos de 1 minuto de duración (créditos no incluídos) antes de que una turba enaltecida y burlona les señale con múltiples dedos y se mofe de vuestra individualidad. ¡Pónganselo a sus familias! ¡Regálenlo en DVD a sus seres menos queridos estas navidades!

Y sobre todo, no olviden dejar su comentario con su opinión (favorable, a ser posible) sobre este mi último trabajo en el que hago de guionista, director, utillero, el del botijo y montador de pastiche.

Más: anteriormente en La fabulosa gallina de goma, Abrázame

lunes, 10 de octubre de 2016


Hace unos 2000 años quedé con Jo en que prepararía una listita sexy con mis villanos preferidos y, como soy un desastre total, he procrastinado hasta el punto de que me he quedado calvo y me ha salido barba y aún no he hecho la lista. O igual es que me afeito la cabeza pero no la barba desde hace 9 años, qué se yo. Los desastres totales como yo nunca podemos estar seguros de estas cosas. 
     
Con el fin de que sea más fácil identificarlos, he decidido prescindir de los villanos de los videojuegos así pues... ¡vamos a ello señores! ¡Adelante villanos! ¡Es vuestra oportunidad de luciros! ¡Aquí van 5 de los malos más carismáticos que se me han ocurrido!

Si parpadeas estás muerto...

 

#5 Los ángeles llorosos o ángeles llorones


El quinto puesto se lo lleva el mejor monstruo que he visto nunca una pantalla, de la mano de la serie 'Doctor Who'. Estas aterradoras esculturas son en realidad criaturas que cuando alguien les mira se convierten en piedra. En cambio, cuando nadie en el universo las está observando pueden moverse extraordinariamente rápido y sigilosamente.

La razón por la que se llaman ángeles llorosos es que si por casualidad dos de ellos se encontrasen de frente, ambos se quedarían para siempre convertidos en piedra mirándose hasta que algo los moviera. Para evitar esta incómoda situación suelen cubrirse los ojos al moverse, los que les hace parecer como si estuvieran llorando.

¡Pero qué sonrisa más adorable!

 

#4 El coronel Hans Landa

 

Un premio para Tarantino y para el pedazo de actor Cristoph Waltz por la creación de este magnífico personaje. Carismático, inteligente, impredecible, brillante y extraordinariamente culto, este alto mando nazi se gana al espectador comiéndose la cámara durante toda la peli... ¡no quieres que salgan los buenos! ¡La historia del malo es mucho más interesante!

Y es que Landa es un veterano de guerra suspicaz y narcisista, tan lenguaraz y elocuente que resuelve todas las situaciones mediante ingeniosos diálogos, como si de un gran detective se tratase. Todo ello con un sentido del humor un tanto sádico, eso sí.



#3 Moriarty


Pero no el de los libros, ¡no!, ni el de las pelis americanas, ¡ese ni en broma!  Contrariamente a la creencia popular, el archirrival de Sherlock Holmes en los libros apenas tiene trascendencia ni aparece en las historias, fue un mero recurso para matar al personaje de Conan Doyle y darle un final épico.

El Moriarty creado por la BBC para la serie Sherlock es una maravilla. Un 10 tanto para su historia como para la increíble actuación del desconocido Andrew Scott que se han merecido este segundo puesto bajo la piel de la mente criminal más inteligente de la ficción.

Yo ho ho y una botella de ron


#2 Long John Silver

 

Oh, sí. El segundo puesto lo ocupa sin duda el pirata más famoso de todos los tiempos con perdón de Jack Sparrow. Silver es el pirata por definición, con pata de palo y loro en el hombro, y es un personaje del que han bebido muchos villanos modernos.

Me explico: comienza la historia siendo un marino bonachón y simpático, y gradualmente a través de la trama se va descubriendo su naturaleza canallesca. Cruel y dispuesto a deshacerse de sus aliados para conseguir sus fines, es en contrapartida leal y valiente, incluso honrado a su manera.

Tal ha sido su influencia que incluso el Capitán Garfio es un heredero suyo gracias a la idea de un hombre mutilado, gobernando y temido solo gracias al sonido de su voz. Una curiosidad: en el libro de Peter Pan se llega a comentar que, de hecho, el único hombre al que temía Long John Silver era el propio Garfio.

Ojalá me saliera un bigote así, de verdad lo deseo

 

#1 Bill el carnicero

 

El primer puesto es de nuevo para un tullido, parece que me gustan los malos que parten con algún tipo de desventaja, ¿no? El villano de la película 'Gangs of New York', de Scorsese, tiene todo lo que en mi opinión necesita el malo de cualquier historia: una estética propia y diferenciable, una historia de superación y maldad, toneladas de maldad. El encargado de dar vida a este personaje es nada menos que Daniel Day-Lewis, el único actor con 3 Óscar al mejor actor principal.

Bill es un carnicero que ha logrado hacerse con el control de un conflictivo barrio de NY y lo gobierna con puño de hierro. Bajo su yugo suceden matanzas, corrupción, asesinatos racistas y todo lo malo que se os pueda ocurrir. Tiene, sin embargo, algunas pequeñas virtudes compensatorias: leal con sus amigos, prefiere pelear de frente que conspirar, es íntegro dentro de su propia moral y es capaz de admirar la grandeza de otros hombres aunque sean enemigos suyos.



Basado -muy libremente, la verdad sea dicha- en una persona real, William Poole fue , además de carnicero, un pandillero que actuó como matón contratado por Congresistas radicales y que llegó a militar en un partido nacionalista y es considerado como uno de los pioneros en utilizar maleantes y chusma callejera para presionar e influir a políticos en una sociedad democrática.

¿Conocías a estos villanos? ¿Cuál es tu preferido? Y lo que es aún más importante... ¿se te ocurre alguna mujer que pudiera encajar en la lista? No he logrado pensar en ninguna villana lo suficientemente molona como para entrar en el top, ¿y tú?

Más: anteriormente en La fabulosa gallina de goma, La escena más pausada de la historia del cine

martes, 27 de septiembre de 2016


A mí me encantan las tortitas con nata y chocolate. No entiendo cómo es posible que todo el mundo no sea un apasionado de las tortitas con nata y chocolate como yo. Sin embargo, como se que -por alguna razón incomprensible- los peces prefieren los gusanos a mi postre preferido, si yo fuera de pesca en el anzuelo no pondría deliciosas tortitas si no repugnantes gusanos.

Por eso mismo en este anzuelo que es mi blog debería poneros algo que os guste a todos -las metafóricas tortitas- sin embargo, como el blog es mío y me lo follo cuando quiera, hoy me apetece hablar del que posiblemente sea el cruce de piernas más famoso del mundo. Sí, señoras y señores, hoy os traigo un pequeño análisis que he hecho sobre una de las escenas más famosas del cine: el cruce de piernas de Sharon Stone en 'Instinto básico'.  

Y para empezar quiero llamar la atención sobre una Sharon Stone que está excepcional en esta parte de la película en concreto. En unos pocos minutos consigue hace una exhibición enorme tanto del arte de la seducción y el erotismo como de psicología, que merece la pena llamar la atención sobre ella: no es raro que después de esto su carrera despegase como un cohete a la luna.

La escena, joder, la escena roza la perfección. Analicemos ya no el vídeo si no el fotograma que he escogido: se trata de una rara lección magistral de interpretación y fotografía con la que nos regalan a los espectadores toda una montaña rusa de sensaciones.

Todo en este fotograma está calculado con cirujana precisión, ya lo veréis

¿Qué evoca Sharon Stone aquí? Evoca sensualidad, sí, pero también su lenguaje corporal nos dice que es una persona cargada de confianza en sí misma a través de la postura. El cruce de piernas -milimétrico- que no enseña nada es sexy pero la expresión de la actriz nos dice: 'no soy una mujer fácil, soy una mujer fuerte con carácter'.  

El vestido es provocador pero en realidad no enseñaría nada (cuando se va a sentar se ve claramente que la falda le llega casi a las rodillas) de no ser por la postura tan perfectamente escogida, lo que delata que es una mujer inteligente que no deja nada al azar y que tiene la situación perfectamente calculada.

Y es que el propio cruce de piernas consigue ser sexy y sensual sin dar una impresión sexual ni chabacana. Joder, apuesto a que se pasó horas practicando ese cruce mientras se miraba en un espejo. No por nada se ha convertido en el cruce de piernas más famoso de la gran pantalla.

La mirada -cogida por sí misma- es clara, es honesta y expresa confianza, dominio y diversión, y sin embargo toda la escena en conjunto nos produce una sensación de vértigo en la que el espectador no termina de descifrar las verdaderas intenciones del personaje.

¿Y todo esto para qué? Para enseñarnos que la mujer -aparentemente frágil y en situación de inferioridad -encerrada en una sala de interrogatorios con varios policías es en realidad la persona que tiene la sartén por el mango. Que ella no se va a dejar dominar y que no tiene nada que ocultar. 

He intentado contagiaros -seguro que se me nota- del entusiasmo que siento cuando consigo apreciar un trabajo tan bien hecho en el cine. Y no es para menos: en mi opinión esta escena es una maravilla que merece la pena admirar de vez en cuando para darse cuenta de la enorme cantidad de trabajo que puede haber invertido en apenas unos pocos segundos de metraje. Al menos cuando se quiere dar calidad a la obra, claro. 

¿Qué por qué esta entrada se llama 'la escena más pausada de la historia del cine? Debería ser obvio, ¿no? Seguro que tú, mi audaz lector, ya te habrás imaginado por qué esta escena tiene fama de ser la mayor causante de la historia del desgaste del botón de pause. ¿O no?

Más: anteriormente en La fabulosa gallina de goma, Superman según Tarantino

martes, 13 de septiembre de 2016


Y los mayores traidores de la historia son...

Hablemos de los merengues. Sí: esos pastelillos que parecen una perfecta pirámide en espiral hacia el clímax de las papilas gustativas. Que a la vista son nata fresquita y dulzona con graciosa forma para estimular al niño que llevamos dentro. Que se esconden tras las vitrinas de las pastelerías con distintos tamaños y colores para sugerir la felicidad que nos proporcionará al contacto con nuestra lengua. Hablemos de esos puñeteros traidores.

¿Sabéis lo que son? Estoy convencido de que esta mierda solo se la venden a incautos y a pardillos como yo, y a JuanRa que me dijo el otro día que son su postre preferido y estoy realizando una colecta para llevarle al psicólogo por si acaso. Estoy convencido de que la mayoría de consumidores de merengues en su momento se pensaron que era algo de nata fresquito y no cartón apetecible.

Se hacen pasar por blanditos claramente, los muy traidores


El que inventó los merengues, joder, no tengo dudas de que está ahora mismo ardiendo en el infierno. Si es que le llaman ‘El Judas’ de la repostería, seguro. Porque los merengues son sin duda a más alta traición gastronómica, la conspiración para el regicidio de los consumidores, una puñalada en el corazón del buen gusto.

Aparentemente una puntita de nata fresquita de lo más apetecible, incluso sexy –lo admito-,  son en realidad una trampa dura como el carbón dulce. Joder, es que está muy duro si tenemos en cuenta que parecen hechos de nata… ¿quién fue el tarado que los inventó? ¿Y el que permitió su venta al público sin letreros de advertencia? ‘Cuidado: parece nata pero está duro como una roca.’ Que le das un lametazo y te cortas la lengua, por Diox.

Los milhojas, atendedme bien, los milhojas deberían ser de nata por Real Decreto. Una vez me compré un milhojas de merengue y de ahí viene mi odio eterno. Yo se lo señalé a la pastelera con gran alegría e ilusión, y la pastelera debió pensar: ‘¡Ja! Otro pichón.’ Yo lo pagué, y cuando fui a morderlo… joder, ojalá me hubiera mordido la lengua en lugar de ese pastelito. Aún hoy al recordarlo se me caen las lágrimas. Deberían haber declarado ese día como de luto nacional.

No puede ser que un pobre pardillo incauto como yo se compre un milhojas esperando morder y que se le inunde la boca con nata y que resulte estar duro y compacto. Es que menuda decepción. Se me rompió por completo el corazoncito este que tengo que no me cabe en el pecho.

En serio, ¿quién se compra merengues voluntariamente? ¿Es que acaso disfruta de comer esa sustancia que parece hecha de papel lija? Que se lo tiras a un payaso a la cara y le haces una brecha. Joder, es que son muy mentirosos los merengues. No me digáis que por la foto no parecen ultra blanditos, como de nata montada.


¿Y tú? ¿Alguna vez has comido merengue? ¿Sabías de la existencia de semejantes pastelitos mentirosos antes de hoy?

Más: anteriormente en La fabulosa gallina de goma, El manjar de los dioses